93 761 40 71

c/ Passada 53 - 08380, Malgrat de Mar

  • es

Tu clínica dental en Malgrat de Mar

A pesar de que, en muchas ocasiones, no se tiene en la consideración que merece, lo cierto es que la saliva es uno de los elementos esenciales de la salud bucodental. Mantener unos niveles adecuados, en cuanto a cantidad y calidad, posibilita que la cavidad oral se encuentre en buen estado. La saliva no solo protege los dientes y las encías de ciertas patologías, sino que interviene en la masticación y la deglución de los alimentos.

En este artículo, desde nuestra clínica dental en Malgrat de Mar, te explicamos la importancia y las funciones principales de este fluido, así como las principales dolencias bucodentales relacionadas con este.

Funciones principales

Las glándulas salivares de una persona adulta segregan, en unas condiciones óptimas, entre 1 y 1,5 litros de saliva diarios. No obstante, durante la noche, estos niveles se ven disminuidos, por lo que el cepillado y la higiene bucodental se tornan imprescindibles antes del sueño.

Más allá de su intervención durante la masticación y la deglución, esta secreción presenta otras funciones beneficiosas para el estado de la boca:

  • Desempeña un papel fundamental en la lubricación de las piezas dentales y de los tejidos gingivales. De esta manera, además, facilita el habla y la pronunciación de los sonidos.
  • Posibilita la eliminación de los microorganismos y las bacterias de la cavidad oral.
  • Tiene un efecto cicatrizante, que favorece la curación de las pequeñas lesiones intraorales.
  • Participa, junto a las papilas gustativas, en la detección de los sabores.
  • Regula el pH de la cavidad oral, algo esencial para controlar la presencia de ácidos que atacan el esmalte de los dientes.
  • Protege a las piezas dentales de los efectos de la caries.

Patologías bucodentales relacionadas con la saliva

Unos niveles salivales adecuados, asimismo, evitan el desarrollo de patologías bucodentales de cierta gravedad, tales como:

  • La xerostomía o el síndrome de la boca seca. Esta dolencia, que afecta en mayor medida a las personas de una edad avanzada y especialmente a las mujeres, puede provocar, a su vez, el desarrollo de caries y de enfermedades periodontales, como la gingivitis o la periodontitis.
  • La sialorrea o hipersalivación. Esto es, un exceso en la producción de saliva por parte de una persona. Esta patología, que en muchas ocasiones se encuentra asociada a otras, como la enfermedad de Parkinson, puede provocar lesiones intraorales y dificultar el habla.
  • El Síndrome de Sjögren. Esta enfermedad autoinmune dificulta al organismo la segregación de líquidos, como la saliva o las lágrimas.

Si crees que puedes estar padeciendo algún inconveniente con los niveles de saliva de tu cavidad oral, desde Odontos Centre Odontològic te recomendamos que acudas a tu dentista. Pídenos cita y podremos ayudarte a mejorar tu calidad de vida.

Comments

comments

¿Te ha gustado el artículo?

Suscríbete y recibe consejos, noticias y novedades sobre salud bucal

You have Successfully Subscribed!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies